¿En qué nos estamos equivocando?

Que la violencia se aprende y que debemos estar siempre alerta para ejercer tolerancia cero ante el más mínimo atisbo de comportamiento violento, es algo en lo que coincidirían todas y cada una de las personas a las que se demandara su opinión al respecto.

¿Qué ocurre, entonces? Sencillamente que no estamos tan alerta como decimos … porque se producen a nuestro alrededor hechos llamativos que van configurando nuestra realidad actual y la que será en un futuro próximo.

La sociedad en este momento, apoyándose en la crisis económica, está viviendo una seria involución en los temas sociales, fundamentalmente en referencia a lo conseguido por las mujeres en el mundo de lo público.

El machismo ya no va a confrontar con actitudes políticamente incorrectas, sino de una forma mucho más sutil que tiene incluso grandes defensoras entre las mujeres; la violencia se disfraza de apoyo a una maternidad natural y sostenible, apoyo a la educación sin escuela, vuelta a casa a cuidar a los hijos la persona que menos salario tenga, etc. etc. …

El sistema patriarcal sigue transmitiendo los valores que más le interesan para seguir ejerciendo el poder y planteando situaciones de culpabilidad para las mujeres que se salen del modelo tradicional establecido.

Sabiendo que ese sistema patriarcal también les ha perjudicado a ellos, me gustaría que entender el dolor de los hombres llevara aparejado entender el dolor de las mujeres, comprender y valorar el esfuerzo que les ha supuesto emanciparse del modelo establecido y, ¿por qué no? que pudiera servir de modelo la trayectoria del movimiento feminista para empezar a caminar juntos sin miedos.

Estamos en el momento de hacer un gran esfuerzo para poner en positivo las ventajas de la igualdad tanto para hombres como para mujeres y de transmitir esos valores desde las primeras edades y haciendo hincapié en la adolescencia y la juventud; y sobre todo, hacer visibles continuamente a los hombres igualitarios poniendo en valor sus virtudes para el establecimiento de relaciones de igualdad con las mujeres.

Si hablamos continuamente de la responsabilidad que la sociedad al completo tiene para la educación en la igualdad, es necesario que cada uno de nosotros y de nosotras nos convirtamos en personas agentes activas para la igualdad durante las veinticuatro horas del día, incluso en sueños.

En recuerdo de Nicole, Rosario y Ana Mª, asesinadas en los últimos días, y para lograr que no vuelva a repetirse : Mujeres y Hombres debemos deconstruir muchos conceptos adquiridos desde el machismo hegemónico, y construir unas nuevas relaciones en igualdad.

Carmen Gómez

Es interesante: http://www.hombresigualitarios.ahige.org/

Y para leer “Violencia en las parejas adolescentes y jóvenes”.           VV.AA. Amarú Ediciones

Anuncios
Esta entrada fue publicada en De todo un poco. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s